IRobot Roomba 880

Llega a nuestros hogares lo más nuevo y avanzado de iRobot. El Roomba 880 supone una revolución en la limpieza robótica con nuevas mejoras para un rendimiento superior.

La marca iRobot lleva fabricando sus emblemáticos robots Roomba más de una década, y por eso son los más reconocidos en el sector.

El primer robot aspirador Roomba nos sorprendió cuando salio a la venta, 11 años después sigue siendo un aparato revolucionario para la limpieza del hogar y sigue sorprendiéndonos con su innovación.

La familia Roomba ha crecido con la incorporación de la nueva y actualizada serie 800. Está compuesta por los modelos 880, 870 y 871, aunque este último no se comercializa en nuestro país. La tecnología es la misma en todos ellos, la única diferencia reside en los accesorios que incluyen.

De todos los Roombas, el modelo 880 es el robot más avanzado y completo, pero también el de mayor precio. Precisamente por eso a continuación vamos a analizar este modelo, para saber si realmente merece la pena invertir tanto dinero en un robot como este.

DISEÑO

A primera vista es prácticamente igual que los de la serie 700 de Roomba, un diseño redondo, con un asa abatible para poder transportarlo y el botón Clean en el centro. La pantalla superior sigue incluyendo los botones de Dock, Clock, Schedule y Spot habituales.

Sus medidas son las mismas: 9,14 cm de alto x 35 cm de diámetro.

La única diferencia que se puede apreciar es el acabado brillante del su color negro azabache que le hace mucho más elegante y sofisticado que el resto de modelos. Claramente la marca pretende mantener el diseño minimalista del robot y su robusta fabricación.

Como decimos, a simple vista no se ven muchas diferencias, pero bajo el capó del Roomba 880 hay muchas otras características que no vamos a poder encontrar en otros robots aspiradores.

CONFIGURACIÓN Y USO

En primer lugar hay que decir que el aparato es uno de los más fáciles de configurar y usar que hemos encontrado, se nota el tiempo que lleva iRobot en este mundillo y como ha invertido tiempo y recursos en mejorar la facilidad de uso.

Solo hay que pulsar un botón (Clean) para que el Roomba se ponga a trabajar.

Además, incluye una guía de inicio rápido muy simplificada que asegura que cualquier usuario (hasta el más torpe) pueda poner en funcionamiento el aparato en cuestión de minutos.

Sin embargo echamos en falta el poder hacer todas estas tareas desde nuestros dispositivos móviles o smartphones mediante una aplicación. La conectividad es algo imprescindible y que funciona muy bien, y es raro que el modelo insignia de iRobot no incluya algo que parece tan obvio hoy en día.

SISTEMA DE NAVEGACIÓN

Nada nuevo en esta tecnología de navegación reactiva iAdapt, que ya conocimos en la serie anterior.

Está compuesta por sensores ópticos y acústicos que permiten a la Roomba conocer el entorno cada segundo y elegir así la mejor forma de limpiar en cada situación, sin dejarse ninguna zona sin pasar. No tiene nada que ver con las cámaras de otros robots que siguen un mapa específico.

A través de estos sensores puede detectar también los obstáculos y las pendientes, así evitará las escaleras y desniveles, por lo que no habrá que vigilarlo continuamente para que no se caiga.

El robot calcula cuanto tiempo le va a tomar limpiar una estancia, y regresa a su base de carga cuando nota que el trabajo está terminado. Sin embargo no podemos calcular cuanto tiempo tarda en limpiar una habitación ya que dependerá de los obstáculos con que se tope y la suciedad que haya.

SISTEMA DE LIMPIEZA DEL ROOMBA 880

Es el más notable de los cambios efectuados, ya que su sistema de aspiración AeroForce se ha rediseñado para mejor.

iRobot nos garantiza que elimina un 50% más de suciedad, es 5 veces más potente que los modelos anteriores y mantiene un 60% más de suciedad en el deposito, sin que se salga.

El nuevo Roomba 880 es lo suficientemente potente como para poder succionar partículas de mayor tamaño gracias a su nuevo sistema de cepillos y de succión.

Los dos cepillos centrales de cerdas son reemplazados por dos extractores de rotación inversa rodeados de láminas de goma resistente que, además de atrapar mejor la suciedad, evitan los enredos y reducen el mantenimiento.

El nuevo acelerador de flujo llega hasta la superficie del suelo por lo que adsorbe toda la suciedad sin dejar que se escape.

Y su nueva batería Xlife está pensada para durar mucho más que las baterías convencionales de las otras series.

Sigue incorporando el cepillo giratorio lateral para recolectar mejor la suciedad.

MÁS CARACTERÍSTICAS

  • El robot se acopla y se recarga solo. Cuando termina un ciclo de limpieza vuelve a su Home Base para recargar su batería el solo. También podemos mandarle que vuelva cuando nosotros queramos apretando el botón Dock en su pantalla.
  • Se puede programar una rutina de limpieza. En el botón Schedule se encuentra la programación. Podemos elegir el día y la hora a la que queremos que empiece a limpiar el Roomba.
  • Tiene indicador de depósito lleno. Nos avisa cuando tenemos que vaciar el depósito con un icono rojo de una papelera en su pantalla.
  • Viene con un depósito de suciedad de fácil extracción de 0.55 litros de capacidad, ligeramente más grande que el de la serie 700.
  • Con la opción Spot, el robot focalizará su limpieza en un área de 1 m2, pasando por la zona varias veces hasta que elimine toda la suciedad.
  • Y gracias a su función Dirt Detect 2, el robot puede saber si en una zona hay suciedad acumulada y hacer unas cuantas pasadas antes de seguir con las restantes habitaciones. Esto nos lo comunicará con una lupa de color azul en su pantalla.
  • Puede limpiar por todo tipo de suelos, por alfombras y moquetas sin temor de que se enrede en los flecos, esto es debido a su función antienredos. La Roomba 880 está programada para deshacerse de los cables que atrapa.
  • Como tiene una altura reducida limpia sin ningún problema por debajo de sofás, camas y mesas. Llegando donde un aspirador convencional no puede.
  • Su batería abarca perfectamente una superficie de 80-100 m2.
  • El robot Roomba 880 se va comunicando con nosotros mediante luces indicadoras en su pantalla. Si la batería está totalmente cargada aparecerá un icono de batería en verde. A medida que esta se gaste, irá cambiando de color del naranja al rojo.
  • Como todos sus productos, el Roomba tiene 2 años de garantía y 6 meses su batería.

¿QUE ACCESORIOS INCLUYE?

Además de la Home Base, que está incluida en cada robot, el Roomba 880 viene con dos Virtual Wall LightHouses, al igual que el modelo 790.

Estos pequeños dispositivos tienen doble función. Los podemos usar como una pared virtual normal para evitar que el robot pase por donde no queremos, o a modo de faro, para orientar al robot y que limpie una habitación y luego otra, y que al finalizar vuelva a su base de carga (cosa que con las Virtual Walls no ocurre).

Estas paredes virtuales tienen un alcance de más de 2 metros de longitud, pudiéndose regular. Incluso se puede poner una Virtual Wall LightHouses en un Virtual Halo para proteger el comedero y el bebedero de nuestras mascotas.

Incluye también un mando a distancia para poder guiar a nuestra aspiradora. Es como un mando de la televisión convencional pero con menos botones, tiene un gran botón de goma para dirigir al robot a la derecha, izquierda, adelante o atrás y otros tres debajo (Clean, Dock y Spot). El botón para dirigir es bastante incomodo y es fácil que le mandemos sin querer hacia otro lado.

No es el mismo mando a distancia que viene con el Roomba 790, pero este también sirve para el 880.

Y como accesorio extra trae dos filtros HEPA (High Efficiency Particle Arresting). Son unos filtros de aire de alta eficiencia que atrapan hasta las partículas más pequeñas.

SENCILLO MANTENIMIENTO

Con el nuevo sistema de limpieza se reduce y agiliza el mantenimiento de la Roomba 880. Además, desde iRobot nos lo ponen muy fácil.

Si le damos la vuelta podemos ver que ciertas piezas son de color amarillo (la rueda pequeña, el cepillo giratorio lateral y la apertura de los extractores), son precisamente esas las que se tienen que extraer para limpiar los pelos y la suciedad acumulada.

Sin olvidarnos de vaciar el depósito después de cada ciclo de limpieza y de limpiar los sensores periódicamente.

EN RESUMEN

En esta época de expansión de los robots aspiradores, el Roomba 880 supera a muchos de sus competidores, y a todos los modelos de las anteriores series. Su capacidad para pasar sin problemas de un suelo duro a una alfombra y de aspirar todo tipo de partículas (pelo, serrín, polvo, pelusas...) le hacen diferente. Básicamente no hay muchas cosas que este robot no pueda aspirar.

En general, el Roomba 880 es una buena opción para los que aprecian los gadgets y entienden que un robot aspirador no está diseñado para sustituir el resto de la limpieza del suelo.

El 880 ofrece un diseño sólido, buenas características y el máximo rendimiento en un pequeño aparato. Y eso es exactamente por lo que el Roomba 880 es un robot muy bueno y digno de considerar, si nos lo podemos permitir.